Noticias de última hora
Casa > Los pies hermosos en las cimas de las montañas > La Muerte Aparente de Una Visión

La Muerte Aparente de Una Visión

El Capítulo 2

LA MUERTE APARENTE DE UNA VISIÓN

“Y soñó José un sueño, y lo contó a sus hermanos; y ellos llegaron a aborrecerle más todavía.” (Gen 37:5)

“Y lo contó a su padre y a sus hermanos; y su padre le reprendió, y le dijo: ¿Qué sueño es este que soñaste? ¿Acaso vendremos yo y tu madre y tus hermanos a postrarnos en tierra ante ti? Y sus hermanos le tenían envidia, mas su padre meditaba en esto.” (Gen 37:10-11)

En el libro de Genesis Dios dio a José una visión que los miembros de su familia doblarían la rodilla a él. En lugar del cumplimiento, José fue vendido por sus hermanos como un esclavo. Era la muerte aparente de la visión de José.

Ya mi visión de llegar en las montañas con el evangelio murió cuando el médico me dijo que debo evitar las altitudes altas. Me puedo relacionar con José.

Ahora por el pastor Waldo yo podía ver que Dios ya fue realizando mi visión de llevar el evangelio a las montañas y estaba muy emocionante. Entonces recordió a José. Su vida mejoró en la casa de Potifar. Ciertemente ahora Dios cumpliría la visión de José. Pero, no, José fue mandado a la prisión. Aparentemente era la segunda muerte de la visión de José.

“Y tomó su amo a José, y lo puso en la carcel, donde estaban los presos del rey, y estuvo allí en la carcel. Pero Jehová estaba con José y le extendió su misericordia, y le dio gracia….” (Gen 39:20-21)

Ya yo había sufrido la primera muerte de mi visión. ¿Qué será la segunda muerte de mi visión? Vino el 10 de julio del 2005 por e-mail.

“Tengo un pequeño problema ahora y les ruego por favor que me ayuden a orar. Es rara la vez que me enfermo. Ayer viernes, me estuvo fallando el corazón, a cada momento sentía que se me detenía y comenzaba a sudar frío. Las fuerzas se me quitaban. Así estuve durante todo el día. Pensé que no iba a amanecer yo el día siguiente pero sí. Pensé que iba a despertar con el Señor, pero no, aquí estoy nuevamente. Fui a un hospital. Me hicieron un examen y ahí se confirmó que el corazón me estaba fallando. Sigo sintiendo como que el corazón se me detiene y luego funciona. Le dije al médico que el lunes tengo una salida a la sierra y que voy a caminar nueve horas de subida en las montañas. Me prohibió esa salida pues dice que no voy a poder subir y que es muy peligroso para mí y mi salud. Waldo.” (10 de julio del 2005)

“Ayer sentí cuando ustedes oraron por mí. Sentí algo muy calientito que comenzó a llenarme y me dió mucha tranquilidad. Sentí que eran ustedes. Nunca había tenido amigos así. En el grupo en donde estaba antes, nos prohibían tener compañerismo con personas que no fueran de la misma denominación y ahora el Señor me ha bendecido con todos ustedes. El Señor aparte de ustedes, levantó a más personas para orar por mí. Levantaron protección alrededor de mi vida. Un huicholito se vino a pié por casi un día entero porque los demás lo enviaron para que preguntará por mi salud porque sintieron en su corazón estar orando por esto. Otro hermano, en el otro lado de la sierra en donde tenemos otras misiones, también hizo lo mismo y, al llegar cercas de Tepic, se comunicó con otro hermano que no sabía cómo me encontraba, para preguntar por mí porque allá arriba sintieron una gran necesidad de orar por mi salud y cubrirme en el Nombre de Jesús. Waldo.” (11 de julio del 2005.)

“Acerca de mi salud, creo que ya me encuentro perfectamente bien. Ayer que estaba haciendo fila en el banco, sentí, de repente, un dolor muy fuerte en mi pecho que me hizo gritar. No me había dado un dolor así y comencé a sudar, pero fue solo unos breves segundos y se me quitó. Waldo” (13 de julio del 2005)

“Acabo de llegar de con el cardiólogo. Se había detectado una vena obstruida en el examen anterior pero ahora ya no encontraron nada. Yo también creo que esto era ataque del enemigo pues aquí en Nayarit le hemos causado mucho daño. Continualmente nos toca liberar a personas de posesiones demoniacas y pues el enemigo no se queda sin hacer nada. En los lugares en donde hemos entrado con la Palabra en la sierra, la gente comienza a tener también manifestaciones de demonios pues práctican mucho de bujería y otros son víctimas de conjuros pero al instante el Señor los libera. La bruja, Valentina, la que se convirtió al Señor esta ahora muy entusiasmada con el Señor y la gente que llega ahora con ella a curarse, ahora comienza a compartirle la Palabra y a orar por ellos. Creo que ella ahora ha ganado más gente para el Señor en poco tiempo que nosotros. Vamos a capacitar a ella para el ministerio, pero como no sabe leer, la vamos a enseñar a través de sus estudios con clases biblicas a través de cassettes pues ahora no voy a poder subir tan seguido como antes. Solo me quedó una consecuencia de este problema: la baja presión arterial. Antes mi presión arterial era normal. Ahora me quedó esta consecuencia pero en el Nombre de Jesús confio de que se va a solucionar. Estaré en observación médico porque no pueden creer que esta obstrucción que había haya desaparecido. Nosotros sabemos muy bien quien ganó esta batalla por nosotros. Gracias al Señor por todos los guerreros que levantó para defenderme. Veo bien clara la mano de Dios en ustedes, pues he sentido muy palpable todas sus oraciones. Lo más grande en el ministerio está por cumplirse y vamos a ver la gloria de Dios salvando almas por miles. Waldo.” (13 de julio del 2005)

“Les escribo para decirles que ya mi presión arterial se normalizó completamente. Ayer alrededor del mediodía, iba saliendo de la casa con mi familia cuando sentí algo muy bonito que comenzó a llenarme. Sentí una paz y un gozo muy preciosos y algo calientito se bajó a mi corazón. No sabía que en ese momento el Señor me estaba sanando. Le dijo a mi esposa, ‘Son las oraciones de Joyce’. Me detuve un poco para disfrutar la bendición y me preguntó que cómo sabía que eran sus oraciones. Le dije que ya las conocía, pues cada vez que usted oraba por mí, lo hacía con mucho fervor y sentía al momento esa paz. Me había dicho el cardiólogo que la baja presión se queda de por vida cuando se ha tenido este tipo de problemas pero es realmente un milagro que en solo unos días se haya normalizado. Por favor extienda mi gratitud a la iglesia hispana y a todas las personas que oraron por mí. Se que hay mucho por hacer en el ministerio y tengo unos deseos de andar nuevamente subiendo y bajando montañas compartiendo el evangelio a los indígenas. Ahora que veo una montaña que está cercas de la casa, siento una energía enorme en mi corazón y en mis pies para subirla, pero mis hijos no me dejan. Waldo.” (16 de julio del 2005)

“Es sorprendente realmente la sabiduría de nuestro Dios pues cuando hay circunstancias adversas o el enemigo se levanta para detener los planes de Dios, pero cuando el pueblo de Dios comienza a interceder, el Señor todo lo cambia a nuestro favor y, de una circunstancia que nos era contraria, el Señor nos da grandes victorias para la gloria de Él. Waldo.” (18 de julio del 2005)

Esperando en Dios

José está en la prisión en Egipto. En prisión las acciones son limitadas y diferentes y es un tiempo de las reflexiones sobre la vida acerca de las cosas que Dios ha hecho y por la fe lo que Dios todavía hará.

“Acuérdate, pues, de mi cuando tengas ese bien, y te ruego que usted conmigo de misericordia, y hagas mención de mí a Faraón, y me saques de esta casa.

“y el jefe de los coperos no se acordó de José, sino que le olvidó.” (Gen 40:14, 23)

Algunas veces Dios nos pone al lado por un tiempo breve para que aprenderíamos las lecciones que tiene por nosotros. Así Dios nos fortalece para las tareas del futuro. Aúnque no podemos ahora subir las montañas anteriores, Waldo y yo, debido a alguna restricción, no es el plan de Dios que hacemos nada. Debemos ocuparnos y esperar en el tiempo perfecto de Dios para la realización de la visión como hizo José.

Durante la recuperación del corazón, el pastor Waldo estaba ocupado con otros ministerios en la costa del estado de Nayarit y Sinaloa.

“Este fin de semana vino una pareja (Luis y Francis) de un Estado vecino, Sinaloa, a visitarnos. Hace 22 años cuando comenzamos el ministerio, conoció ella al Señor, luego se casó y ella y su esposo sirven al Señor. Sienten la urgencía de prepararse porque abrieron su casa para reuniones y la gente está llegando. Me dió muchisimo gusto porque vamos a seguir extendiendo sus estudios para la capacitación de ellos. Ellos a su vez, capacitarán a otros con estas mismas enseñanzas. Luis y Francis van a juntar a un grupo de pastores que están en las mismas condiciones que ellos, para estudiar con este material y así también enseñar a sus congregaciones. Waldo.” (18 y 22 de julio del 2005)

Las Reflexiones Sobre las Victorias del Pasado

“Cuando iniciamos la misión en Ruiz, en la segunda reunión llegó una señora muy enferma del corazón. El Señor la sanó y volvió a su pueblo. A la siguiente semana, llegó con la camioneta de su pueblo llena de gente para recibir a Cristo porque dice que ella no supo como conducirlos a Dios y todos ellos lo querían recibir. Cada semana venían a las reuniones y como más gente quiería de la Palabra en ese pueblo que está a una hora de Ruiz, tuvimos que abrir una congregación en ese lugar. La obra ahí en su pueblo ha crecido mucho y los milagros son lo más normal entre ellos pues nacieron en una reunión así. Estamos viviendo tiempos totalmente nuevos que tenemos que aprovechar pues, aunque lo más grande viene en camino, estos tiempos son los tiempos de Dios y si somos fieles en esto, el Señor nos pondrá aún sobre cosas más grandes. Waldo.” (28 de julio del 2005)

“El evangelio ha cambiado mucho los pueblos y es cierto, tiene usted toda la razón, el evangelio ha traido bendición, pues se nota los pueblos en donde ya hay evangelio que en donde aún no lo hay. Nuestro anhelo es llegar a todos los pueblos con la Palabra y yo se que se logrará esta visión pues entre muchos de ellos está un anhelo muy grande se servir a Dios. Cuando los escucho alabar a Dios en su dialecto y con los intrumentos que ellos mismos fabrican, siento algo muy bonito en mi corazón porque antes no conocían al Señor y ahora sí. En las misiones de más arriba de la sierra ya tienen quien les predique y les enseñe la Palabra por más tiempo. Waldo.” (11 de agosto del 2005)

“Hace poco entré aun templo de los huicholes y ví todo lo que usted me platica. Ahí ví las alas del águila, el banco del shamán, algunos objetos raros, monedas antiguas, sangre ya seca de un venado y muchas cosas más que no me acuerdo. Estábamos dos de la iglesia y yo y aprovechamos para orar. El shamán se enteró al momento que hicimos esto, pues luego les dijo que viajó en espíritu y nos vió pero había una luz muy grande alrededor de nosotros que lo encandilaba y que no podía entrar por causa de esa luz. Para él ese lugar quedó contaminado. Pero lo bueno es que todo ese pueblito acababa de rendirse a Jesucristo y aunque Teresa, la bruja que se acaba de convertir al Señor, les dijo que dejaran lo que les habíamos enseñado, ellos no desistieron. El lugar en donde nosotros tenemos las misiones es el municipio de La Yesca, en Nayarit. Es el municipio más grande y la mayor parte de la tierra no está habitada. En las misiones de nosotros sí hay problemas con los shamanes pero eso es parte de la lucha espritual. Pero no tenemos los problemas de persecución de los cristianos así como ellos las han tenido. Cuando nosotros subimos a la sierra, sin que avisemos, ellos ya lo saben. Amenazan a la gente y les dicen que van a ir para corrernos de los pueblos, pero un día antes de llegar nosotros, ellos se van y se pierden entre las montañas. No vuelven hasta que pasan tres días después que nosotros nos retiramos. Estamos orando por la conversión de ellos. Ellos han tratado de hacernos muchas cosas a nosotros. Nos han visitado por las noches pero no han podido vencernos. Son muy fuertes sus shamanes pero más fuerte es el Dios nuestro. En una de las misiones, un joven de aquí de la iglesia, iba saliendo de la casa de Anselmo a las 10 de la noche. Estaba todo oscuro pues no había luz eléctrica. Sintió el ambiente muy pesado y en la casa de Anselmo al instante el Señor los puso a orar por Chava (así se llama este joven). Cercas de ahí, salió entre unas tumbas un animal medio raro. Tenía que cruzar un panteón para llegar al lugar en donde estaba durmiendo. El animal tenía la cara de hombre y cabello largo pero el cuerpo de perro y de león. Los ojos eran rojos y brillaban con la luz de la luna. Dice que olia a azufre y el ambiente era horrible. El animal comenzó a caminar hacia él y él se asustó mucho pero comenzó a hablar en lenguas muy fuerte. El caminó hacía el animal, aunque en su mente quería correr pero dice que sus pies se le movían solos y se movían en dirección a ese animal y las lenguas que hablaba, salían solas. Cuando estaba muy cercas del animal, el animal comenzó a gruñir más fuerte y a retroceder y él seguía caminando y hablando. Quedaron a una distancia de dos metros uno frente al otro. Luego el animal corrió asustado y se perdió entre el monte. Cuando bajó a Tepic, me platicó esto. Venía muy fortalecido y entendió que teníamos que atar al hombre fuerte para tomar más gente para el Señor arriba en la sierra. Junté al grupo de intercesores, hicimos guerra espiritual, vimos en visión a los shamanes que tenían atados a toda esa gente, les predicamos en el Nombre de Jesús y les ordenamos que se arrepintieran y se volvieran al Dios vivo. Waldo.” (28 de agosto del 2005)

“Cuando estaba muy fuerte la persecusión en la otra parte de la sierra aquí en Nayarit, me mandaron hablar a mi de Gobernación para conocer mi punto de vista. Los citamos a una junta en un pueblo que se llama Zoquipan. Yo fui como pastor del pastor de los indígenas, fue un representante de Gobierno del Estado, otro de Derechos Humanos y otro de la Secretaría de Educación Pública. Reuní al grupo de indígenas cristianos que habían sido afectados y citamos a los que los torturaban,. Los que estaban en contra del cristianismo nos acusaban que nosotros ibamos a cambiar totalmente su cultura y sus nombres. Cuando me tocó hablar a mi, les dije que ellos seguían siendo indígenas huicholes, que el cristianismo no borraba eso. Era como yo, yo soy mexicano, obedezco a mis autoridades. Oro por ellas, me someto a sus leyes y también soy cristiano, pero sigo siendo mexicano. El cristianismo no borra esta identidad. Así ellos, eran cristianos, pero seguían siendo indígenas. Le pedí al pastor antes de esta reunión, que por favor portara su traje indígena y también todos los que iban a ir con él. Eran un total de 250 personas con sus familias. Waldo.” (12 de septiembre del 2005)

Las Reflexiones Sobre Otras Personas que Ahora Comparten la Palabra

“Un hermano indígena, su nombre es Joaquin, que conocí en la reunión de los pastores, me comentó que tiene poco conociendo al Señor y que le gusta ir a los pueblos de su raza a llevarles la Palabra de Dios. El va a lugares muy lejanos a pié. A ese parte de la sierra nosotros no hemos llegado y estábamos orando por esos pueblos. El dedicada dos días por semana para llevar el evangelio pero ahora decidió usar cuatro días completos para testificar del amor de Dios y discipular a la gente que se vaya convertiendo. Para poder llegar a Tepic, caminaron él y su esposa casi dos días a pié. Estamos orando por personas como ellos para que sean enseñados y que ellos mismos lleven el mensaje a sus semejantes. Ya sabe leer y estarán capacitándose él y su esposa con sus estudios y al mismo tiempo compartiéndolos con la gente. Waldo.” (15 de agosto del 2005)

“Estoy muy contento y quiero compartir con ustedes una noticia que me acaban de dar. Cada vez que subimos a la sierra, una señora que práctica la brujería comienza a visitar a los pueblos nuevos que ganamos para el Señor, para decirles que no crean a nuestras palabras, que no hablamos del Dios verdadero, que somos falsos y que cuando bajamos al río ahí nos tranformamos en animales y así partimos a nuestras casa, porque personas como nosotros no pueden caminar estas grandes distancias ni subir montañas tan altas. Algunas personas las ha convencido pues es muy constante en sus visitas y a otros no ha podido convencer, le refutan sus palabras por los milagros que reciben pues los tienen como prueba de que realmente este es el Dios verdadero que les ama y porque han sentido un cambio muy grande en sus vidas. Esta señora, dona Tere, nos ha causado estos problemas y cuando vé a alguien débil en la fe, de las misiones ya establecidas, no lo deja hasta que hace que la persona desista de su decisión. El domingo antepasado que fui a visitar una de las misiones cercanas a Tepic, ví, de la gente que bajó de la sierra, a una señora nueva que no conocía. Ella me dijo en su dialecto que estaba muy enferma y que había caminado 12 horas a pié para llegar a la reunión y que si podíamos orar por ella. Era la señora que hablaba mal de nosotros y del evangelio allá arriba. Oré por ella, discerní lo que tenía, se le manifestaron los demonios, fue libre, salva y sanada en ese momento. Tuvo un encuentro con Dios muy especial y recibió una paz muy preciosa en su vida. Ahora ella comenzó a decirle a la gente que antes había desanimado, que volvieran al Camino de Dios, que este realmente es la Verdad porque ahora ella lo había conocido y la había salvado y que antes ella estaba cegada y equivocada. Ella era muy influyente entre los indígenas. Ahora solo nos quedan tres shamanes que necesitamos ver convertidos a Dios. Eran 4 pero uno de ellos, el más fuerte, murió cuando quería hacerme a mi una brujería pesada. La brujería rebotó sobre me y se devolvió hacia él y lo mató, eso nos dijo la gente allá arriba. Esperamos en el Nombre de Jesús, pronto ver a todos ellos convertidos al Señor, pues tienen una influencia muy grande en cientos de pueblos. Waldo.” (16 de agosto del 2005)

“Una persona de aquí de la iglesia en Tepic estuvo en Michoacán hace un mes y se llevó material (las lecciones de la Biblia). Estuvo en una iglesia cristiana indígena y al pastor le gustó mucho este material también y me pidió de favor que si podía enviarle así, pues esto es una riqueza, eso me mandó decir. Ellos pertenecen a los indígenas purepechas. Waldo.” (1 de septiembre del 2005)

Las Reflexiones Sobre Los Planes del Futuro Por Fe

“Tenemos una convención de las iglesias a las que ministramos para el próximo 12 y 13 de este mes de agosto. Esto es con el fin de que los pastores convivan, se relacionen y transmitirles la visión de Dios. Voy a tratar de llevar gran parte de su material (las lecciones de la Biblia) para su promoción en los estudios biblicos en las iglesias y se que será una bendición para todos. Voy a presentar un programa al resto de los pastores y con esto creo firmemente que daremos un avance muy grande. Waldo.” (1 de agosto del 2005)

“Ya terminamos la primera convención de los pastores. Nuestro propósito en estas reuniones es que los pastores que el Señor esté levantando, se conozcan más y convivan unos con otros. Así ellos mismos, junto con sus familias, no se sentirán solos y se apoyarán. Presenté el material (las lecciones de la Biblia) y tuvo una excelente aceptación. Todos los pastores que aún no lo tenían me decían que era exáctamente lo que estaban necesitando. Waldo.” (15 de agosto del 2005)

“Me interesa que se capacite con sus lecciones de la Biblia para que pueda tener un mejor entendimeinto de la Palabra. Nuestra visión es abrir una Escuela Biblica para ministros indígenas, pero como esto lleva mucho gasto, me ha detenido pero por lo pronto así los vamos a capacitar. Hoy por la mañana tuve un sueño. En cada agrupación de pueblos en la sierra con los indígenas hay un Gobernador Tradicional (así le llaman ellos a su dirigente). Él tiene autoridad sobre ellos y lo que él decide se hace, sin ser autoritario. El gobernador en varios pueblos en donde tenemos las misiones, es amigo mio, hijo de Anselmo. Él conoce al Señor. Él fue el primero que me llevó a la sierra para que les compartiera la Palabra a su gente. En el sueño él me decía que quería dedicarse a la Obra del ministerio y que necesitaba que lo capacitara. Yo se que esto será una realidad pues la última vez que lo ví me dijo que ahora él quería predicar. Su nombre es Tony. Le dije que nuestra visión es que todos ellos se compartan la Palabra y levantar pastores, evangelistas y maestros entre ellos mismos. El me dijo que él quería ser uno de ellos porque su anhelo es servir a Dios. Esto me llenó de gozo pues no es otra cosa más que la Mano de Dios en que Su Palabra sea predicada. Waldo.” (22 agosto del 2005)

“Quiero saber algo más de los indígenas Coras para saber cómo orar y llegarles con la Palabra de Dios. Viven muy aislados y tienen costumbres muy raras. Hace poco se convirtió una joven Cora con nosotros, pero duró poco tiempo en la misión. Estaba muy endemoniada, pues ellos practican mucho la brujería. En esta etnia poco a poco el Señor nos está abriendo puertas y quedo sorprendido, pues cada vez que hay la oportunidad de compartirles, como son muy cerrados, tenemos que darles muestras del poder de Dios con alguna señal sobrenatural. Quedo sorprendido porque sentimos una unción muy poderosa al estar con ellos y hemos visto que solo así entran en convicción. Hace poco estuve en un pueblo en donde había muchos incendios por la sequía. Les hablamos del amor de Dios y luego hicimos una señal, comenzamos a orar por lluvia y poco antes de una hora comenzó a llover muy fuerte y el tiempo de lluvias aún no iniciaba. El otro lugar, un venero de agua estaba seco y la gente iba por el agua a un lugar muy lejos. Los brujos del pueblo nó pudieron hacer que el agua brotara y abandonaron ese venero de agua. Les dijimos que nuestro Dios sí puede y les ibamos a dar una muestra de Su poder. Al ordenar que el agua brotara, comenzó a humedecerse esa parte de la tierra y, a los pocos minutos, ya estaba un hilito de agua fluyendo. Ya al poco rato, el agua ya brotaba. Yo mismo quedé sorprendido con esto, pues si esto me lo hubieran platicado posiblemente no lo hubiera creído, pero lo estaba viendo y la gente estaba muy contenta. Con todo esto, solo dos personas se entregaron al Señor. Waldo.” (23 de agosto del 2005)

“Yo traigo algo en mi corazón y estoy esperando la dirección y provisión de Dios para esto: Aquí en Tepic baja mucho indígena de las montañas y cuando hemos ido a los hospitales, como son muy serios, no dicen nada y hemos placticado con algunos de ellos y han estado dos o tres días sin comer. Me duele mucho ver esto y tengo en mente, cuando el Señor comience a bendecirnos, de abrir un comedor para ellos, en donde ellos, cuando tengan la necesidad de bajar a Tepic, puedan comer sus tres comidas sin costo alguno y ahí hablarles del amor de Dios y compartirles la Palabra. Se que esto no se les olvidaría y cuando suban a su pueblo van a hablar lo que recibieron y, cuando nosotros subamos también a sus pueblos, tener libertad de compartirles la Palabra con más confianza. Waldo.” (1 de septiembre del 2005)

Print Friendly, PDF & Email

Acerca de Joyce

Joyce
Vine a la fe en el Señor Jesucristo en 1963, dando mi corazón a Jesucristo en una cruzada del Señor Billy Graham en Los Ángeles, California. He estado enseñando la palabra de Dios desde 1964, Usualmente dos o tres clases de los adultos cada semana.

También puedes ver

La Visión Procede Nuevamente

El Capítulo 3 LA VISIÓN PROCEDE NUEVAMENTE “Y entonces Faraón envió a llamó a José. …