Noticias de última hora
Casa > Los pies hermosos en las cimas de las montañas > Los Tiempos de La Abundancia y Los Tiempos de La Escasez

Los Tiempos de La Abundancia y Los Tiempos de La Escasez

El Capítulo 4

LOS TIEMPOS DE LA ABUNDANCIA Y LOS TIEMPOS DE LA ESCASEZ

“Y tras ellos seguirán siete años de hambre; y toda la abundancia será olvidada en la tierra de Egipto, y el hambre consumirá la tierra.” (Gen 41:14, 29-30)

Como en la vida de José, habrá los tiempos de la plentitud y los tiempos de hambre o las dificultades para los indígenas y en el ministerio del pastor Waldo.

La Abundancia

El 28 de noviembre del 2005, el Pastor Waldo vino a mi ciudad, Camarillo, California. Habló en 4 iglesias y en mis clases de la Biblia. La gente fue bendecida magníficamente y igualmente le bendicieron al pastor Waldo. Un hermano en la fe dio al ministerio del pastor Waldo una Van. Era una bendición muy grande al ministerio en Tepic y una respuesta de muchas oraciones.

Un Van Desde una Familia en Camarillo, California

“El Señor es muy bueno y hermoso. Yo también estoy muy bendecido por haber estado con ustedes. Es una experiencia que nunca voy a olvidar, pues deseaba mucho estar en sus clases y conocer la iglesia ahí. Fue una gran bendición conocer personalmente a cada miembro de sus clases, pues anhelaba fuertemente conocer a las personas que nos ayudan con sus oraciones y que, gracias a todo eso el ministerio crece, con más rapidez. Estoy muy agradecido con el Señor por esta preciosa experiencia que no pensé que se iba a cumplir con tanta rapidez. Yo pensaba que nunca iba a salir de estos lugares ni de las montañas y que el ministerio iba a estar encerrado aquí solamente pero es glorioso lo que el Señor hace y a donde nos envia. Fuimos muy bendecidos en todos los aspectos ahí. Hace tiempo, platicaba con el Señor y le hablaba de las necesidades del ministerio que teníamos. Yo sabía que Él iba a levantar personas que serían como un enlace de parte de Él para sobrellevar esta responsabilidad y, cómo Él tiene todo el control, les estaba preparando a todos ustedes con tiempo para poder ayudarnos. Dios en la tierra y de una manera preciosa en Su gran sabiduría, movió todo y nos ha enlazado para que de esa manera Su obra sea bendecida en este lugar y el ministerio se pueda extender para que así más personas le puedan conocer. Estoy muy contento por todo esto pues estos son los tiempos de Dios. Diariamente pienso en Roberto y su familia (el hermano que regaló la Van al pastor Waldo). Cada vez que me subo a la Van para ir a orar a los hogares y visitar algunas misiones, le agradezco mucho por este gran regalo. Waldo.” (18 de diciembre del 2005)

“La Van que nos regalaron nos ha ayudado mucho en la Obra. No tenía idea todo lo que nos iba a ayudar en el ministerio. Es muy cómoda, no me canso tanto y avanzamos más en la Obra de Dios. Waldo.” (9 de enero del 2006)

Las Cobijas Desde las Personas en las Clases de la Biblia de Joyce

En el mes de enero del 2006, mis clases coleccionaron el dinero que enviamos al pastor Waldo que él podía comprar muchas cobijas para los indígenas huicholes en las montañas.

“Muchas gracias por las cobijas, se van a poner muy contentas las familias que viven en las montañas cuando reciban este regalo de todos ustedes. Tenemos también ya alguna ropa de invierno para niños y algunas chamarras que también vamos a llevar a esas misiones, pues los hermanos que vinieron hace poco me dijeron que los niños tienen mucho frío y no tienen suerteres ni chamarras. Waldo.” (20 de enero del 2006)

“Las cobijas que vamos a entregar son para las personas que viven muy arriba en las montañas y muy lejos de aquí y que no pueden bajar a estos lugares. Son personas que viven en una pobreza extrema. Waldo.” (28 de enero del 2006)

“Lo que nos ayudó a que la gente que aún no conoce al Señor y que con eso ganamos su confianza, es por la donación de las cobijas. Con eso les demostramos que les amamos y que nos interesamos por ellos. Con esta muestra de cariño, todos, aún las más duros accedieron. Pasado mañana ya salen con todas cobijas para entregarlas. Yo no voy a poder ir porque es mucho el camino. Muchas gracias a todas las personas que colaboraron porque esto nos abrió las puertas para la confianza entre todos ellos. Waldo.” (2 febrero del 2006)

“Tengo los nombres de todas las personas que recibieron cobijas, el nombre de su pueblo y la firma de cada uno. Don Librado (el shaman) no fue pero mandó a una de sus nueras a pedir una cobija y con gusto se la entregaron. (A leer eso, mis clases oraron que este shaman se sintiera el amor de Dios cada noche cuando se cubrió con la cobija.) No sé que pasó pero se llevaban solamente 51 cobijas y al momento de repartirlas ya eran más, pues se entregaron 57 a los indígenas y 7 más a personas que no eran indígenas y 3 sobraron para cobijarnos cuando vayamos nosotros. Esas se quedaron en la misión. La gente está muy contenta y los agradecen a todos ustedes por este gran regalo. La mayoría solamente eran representantes de sus comunidades. Hubo un total de 56 personas que asistieron y varias comunidades que no conocíamos asistieron a la reunión, pero no por cobijas sino para pedirnos que si por favor podríamos ir a visitarles y hablarles del amor de Dios, pues lo quieren recibir. Los representantes de esas comunidades aceptaron al Señor y al momento decidieron bautizarse. Waldo.” (6 de marzo del 2006)

“Ayer don Lupe nos dio el informe de esta visita a las montañas. Todos lloramos al ver el hambre por Dios en la gente y todo lo que ellos tuvieron que caminar para poder llegar a cada pueblo. La mayoría de los indígenas en las montañas no tenían una cobija. Es la primera que tienen una en su vida. Se cobijaban con costalitos o con su propia ropa, la ropa que les hemos llevado. En un solo día don Lupe y don Cuco, visitaron 5 pueblos desde El Majahual. Ellos mismos se sorprendieron de todo lo que caminaron y cómo el Señor les ayudó, pues en el mismo día regresaron. Aparte, en cada pueblo, ministraban a la gente, pues todos ya son cristianos. Luego visitaron 6 pueblos más. Cuando don Lupe dijo, ‘que el Señor bendiga a las personas que dieron el dinero para comprar las cobijas, no les conocemos, pero el Señor sabe muy bien quienes son.’ Yo lloré porque me acordé de todos ustedes y le agradecí al Señor por conocerles personalmente. Me dijo que la gente estaba muy contenta y abrazaban y besaban sus cobijas y todos les mandan agradecer por esta gran obra que han hecho con ellos. Waldo.” (12 de marzo del 2006)

Las Casas Para las Personas en la Iglesia del Pastor Waldo

“En esta semana me habló el delegado de la Secretaria de Desarrollo Social, él fue la persona que me regaló la casa. En ese tiempo le pidí 10 casas más para personas de la iglesia que no tenían casa propia. Me habló para decirme que ya le habían autorizado 15 casas para las personas de nuestra congregación. Me dijo que eran exclusivas para nuestra iglesia. Así que daré la noticia a la congregación el próximo domingo. Unicamente nos venden el terreno y ellos construyen un cuarto, un baño y la cocina, ya poco a poco, cada familia, comienza a construir como el Señor le provea. El terreno es en pagos muy cómodos sin intereses. Waldo.” (24 de marzo del 2006)

Un Van Club Wagoner Desde una Iglesia en Texas

“No sabe cuanto me alegra el volver a escribirles nuevamente y estar en contacto. Todo estuvo muy bien en Texas, tuvimos reuniones muy poderosas y vimos Su poder operar a la vista de todos. La primera noche que prediqué, al terminar de orar y ministrar a la gente, el pastor me dijo que me tenía un regalo. Me regaló una Club Wagoner para 18 pasajeros y es exacto para las misiones. Waldo.” (21 de abril del 2006)

Las Vitaminas y La Ropa de Invierno Desde una Iglesia en California

“Cuando hablé con los pastores de Chula Vista (California) sobre la necesidad de vitaminas para la gente de las montañas y algo de limpieza dental, me dijeron que ellos reciben donaciones del Banco de Alimentos. Van a solicitar esto que necesito y yo voy a ir por ellos o me lo enviarán por paqueteria hasta Tepic. También les pedí ropa de invierno porque me dijeron que les llegan por cajas grandes de ropa. Waldo.” (17 de junio del 2006)

“Los pastores de Chula Vista, California, ya me consiguieron muchas cajas de vitaminas para todos. También tratarán de conseguirme ropa de invierno para los niños y otras cosas que serán de utlidad. Waldo.” (1 de julio del 2006)

Las Cajitas del Ministerio de Franklin Graham, EUA

“Le tengo una noticia muy buena. En el verano pasado un grupo del Buen Samaritano que pertenece a la Asociación de Franklin Graham, comenzó a hacer una campaña en el Pacifico Mexicano, que incluye a Nayarit. Esta campaña consiste en hacer reuniones para los niños y entregarles un regalo, para que así conozcan el mensaje del amor de Dios. En la convocatoria que se hizo aquí en Tepic a todas las iglesias, solo asistimos 4 pastores de casi cien que somos. Pensamos que no iban a enviar las cajitas con regalos porque no pudimos pagar el costo total del traslado, pero siempre sí las enviaron. Ayer llegó un trailer lleno de cajas que a su vez contienen cajas pequeñas para tener reuniones evangelisticas y así entregarlas a los niños de este Estado de Nayarit. Estamos muy contentos porque fuimos la iglesia que más cajitas vamos a recibir, un total de 1200 cajas con regalos para 1200 niños. Anoche fuimos a descargar el trailer. En dos horas más vamos a ir por nuestra parte y también compartirémos esta bendición con todas las iglesias de todo el Estado para que cada una se encarge de compartirle la Palabra de Dios a los niños y así llevarlas al Señor. Los niños indígenas estarán muy contentos con estos regalos. Esto genera mucho gasto, pero ya el Señor proveyó con lo que usted nos van a enviar. Vamos a aprovechar el viaje a Colorado de la Mora para tener una reunión especial en aquel lugar. La iglesia de ahí tiene 51 niños, aparte de las misiones que el pastor Lorenzo acaba de abrir. De las misiones que Lorenzo atiende, hay un total ahí de 198 niños. ¡El Señor proveyó para todos. Waldo.” (19 de diciembre del 2006)

“Mañana vamos a ir a Jala a entregar las primeras cajitas. Hoy mandamos para las misiones de la costa y esta semana se entregarán también en Buruato. Embarcaremos en una lancha, cobijas (compradas por las personas en la clase de Joyce), ropa (collecionada por las personas en la iglesia del Pastor Waldo) y 317 cajitas para los niños y adolescentes de la sección de la sierra en donde vive don Lupe. Custodio va a bajar también y me dejará un recado con unos indígenas de cuantas cajitas necesita. A él le doy cobertura espiritual y también los estudios de usted. Solo una vez he subido a sus misiones porque están muy lejos y hay algo de persecución. Los pueblos indígenas de ahí no permiten gente mestiza que suba, solo huicholes, pero poco a poco se están convirtiendo al Señor. Ya tiene poco más de 400 personas convertidas en varias comunidades de las montañas. Él está en el centro del Estado de Nayarit. Estas cajitas llegarán a lo más lejano de las montañas. Ya estamos implementando un programa de trabajo para subirlas. Ya conseguí una lancha un poco más grande que en la que nos fuimos del Ciruelo y un permiso para pasar por la presa de El Cajon y subirlas por El Mirador y por El Majahual al resto de los pueblos. Todo está en control por el Señor. Don Lupe acaba de llegar de las montañas. Estaba orando para que viniera. Aún no ha visto todas las cajitas que nos llegaron. Es una sorpresa que le tengo. Las cajitas los enviaremos hasta le segunda semana de enero. Tampoco sabe de la propuesta del trabajo que le tenemos para ir a entregarlas y celebrar reuniones con todos los niños de las misiones y aprovechar todo esto para llegar a nuevos pueblos con el evangelio. Waldo” (23 de diciembre del 2006)

Varias Bendiciones de Varias Fuentes

“Se llevan casi 400 regalos en 20 cajas. También se envió 1071 piezas de ropa, 743 piezas es ropa para invierno comprada con la ofrenda (una ofrenda que fue coleccionada en las clases de Joyce) y el resto de la ropas es ropa que trajo gente de la iglesia. También se llevan bastantes medicinas, y algunas cobijas para la gente que no alcanzó. También algunas sillas usadas y comida para un mes para don Lupe. No fue fácil comprar toda esa ropa pero al final todo salió muy bien. Waldo.” (17 de enero del 2007)

____________________

La Escasez

La Condición de los Indígenas Huicholes

“Y se enojó Faraón contra sus dos oficiales, contra el jefe de los coperos y contra el jefe de los panaderos, y los puso en prisión…E hizo volver a su oficio al jefe de los coperos, y dio éste la copa en mano de Faraón. Más hizo ahorcar al jefe de los panaderos, como lo había interpretado José.” (Gen 40:2-3, 22-23)

En la vida de José en el libro de Genesis, encontramos a José en la prisión. Las condiciones en la prisión no son buenas, sino que algunos hombres en la prisión reciben la liberación mientras otros hombres no.

La condición de los indígenas huicholes no es bueno. Viven en la orilla de sobrevivencia. Sin embargo, el evangelio de Jesucristo hace una diferencia en las vidas de los indígenas huicholes espiritualmente y materialmente también.

La Escasez del Trabajo

(El pastor Lorenzo) “…me dijo que ahorita, como no hay trabajo en Colorado de la Mora, muchas personas de la iglesia salen fuera del pueblo a trabajar. Algunos se vienen a la costa e incluso, hay algunos que emigran a Estados Unidos para trabajar. Un hijo de él quiere irse a trabajar a Estados Unidos y ahora anda tramitando su pasaporte pues le digo que no es bueno que pasen de ilegales. Waldo.” (13 de marzo del 2007)

(El pastor) “Lorenzo no vino el sábado pero sí vino el domingo (a la iglesia en Tepic) por la mañana. No se quedó en la reunión de la iglesia sino como la mayoría de la congregación de Colorado de la Mora están en la costa trabajando, fue a visitarles a todos ellos y llegó de saludarme. Waldo.” (26 de marzo del 2007)

La Explotación del Trabajero

“Ahorita algunos de ellos (los indígenas) han bajado a trabajar a Jala o a Ixtlán del Río. Me da tristeza porque los explotan mucho. Son personas muy trabajadoras pero abusan de ellos porque no se defienden y son muy serios. Por ejemplo, Anselmo y Angelina trabajan en el campo. Trabajan de 6 de la mañana a 4 de la tarde. Los sábados salen a la 1:00 p.m. ¿Sabe cuanto les pagan por el trabajo de los dos? 300 pesos a la semana. (Aproximadamente $30.00 americano a la semana). Su hija de 12 años trabaja en una taquería de 4 de la tarde a 12 de la noche. Le pagan 80 pesos a la semana. (about $8.00) Y así, eso es lo que les pagan a los indígenas. Ellos hacen el trabajo más pesado pero con el pago mínimo. Waldo.” (8 de septiembre del 2005)

“Hoy, en una hora más voy a salir al Buruato. Bajó un grupo de la Ciénega más para trabajar ahí en el campo. Les pagan muy poco y los explotan mucho pero ellos son muy trabajadores y no se detienen. Los hermanos que vinieron hace poco me dijeron que los niños tienen mucho frío y no tienen sueteres ni chamarras. Waldo.” (18 de enero del 2006)

“Y es que estas personas (los huicholes), son muy trabajadores pero les pagan muy poco en su trabajo a pesar de ser un trabajo muy pesado. Por ejemplo, doña Tere, trabaja sembrando maiz, hace el mismo trabajo de una persona joven aunque ella tiene ya 76 años. También trabaja limpiando los campos de cultivo o levantando las cosechas solo le pagan 300 pesos (acerca de $30.00 en el dinero americano) a la semana. Anselmo ahorita anda arando la tierra con un buey, esto es muy pesado y el calor es muy fuerte; a él le pagan 350 pesos,(about $35.00 americano) y así a todos ellos. Es por eso que les damos estas despensas a ellos porque la mayoría tienen mucha familia. Todos ellos son indígenas. Waldo.” (3 de junio del 2006)

La Discriminación

“Ayer me enteré de algo que me dolió mucho. En una de las misiones indígenas, una mujer tuvo a su bebé en el pasillo de una clinica pues no la quisieron atender porque era indígena y el niño nació vivo pero al trasladarlo a Tepic se les murió en el camino. Esta familia tiene 5 niñas y este era su primer varoncito. Olga y Amy (la hermana y la hija del pastor Waldo), me dijeron que las niñas de esta familia no tienían zapatos ni sandalias, tampoco ropa de invierno, andaban descalzas y con mucho frío. Estas niñas son muy inteligentes en las clases de Biblia y aprenden mucho. Amy es su maestra cada semana. Cuando Olga, Amy, y un grupo de la iglesia fueron a atender esta misión, lloraron al ver la condición en que ellos viven. Esta semana vamos a ir a llevarles zapatos a las niñas y algo de rpoa de inverino. Waldo.” (15 de diciembre del 2006)

La Escasez del Alimento

“Allá en las montañas no les llovió mucho este año y no pudieron levantar el maiz ni el frijol, pues se secaron las plantas. Ellos no dicen nada ni nos piden nada pero al ver la necesidad nos conmovemos. Esto fue el informe que me trajeron las personas que subieron con ellos pues me dijeron que no tenían que comer, así que también busaremos esta ayuda en el Gobierno del Estado para apoyarles. Waldo.” (28 de octubre del 2005)

“Algunos pueblos sí levantaron cosecha y la mayoría no, por la falta de lluvias suficientes. En una casa se sintieron muy tristes porque no nos dieron de comer, pues no tenían, pero ya en otra el Señor proveyó y comimos. Pedí a algunos que si levantaron cosecha que por favor la compartieran con los que no tenían. Todos son muy obedientes y sí, van a compartir con todos. Waldo.” (15 de noviembre del 2005)

“Yo nunca había visto niños denutridos en extremo. Solo por la televisión cuando pasaban las noticias del África. Cuando submimos a las montañas a llevarles el evanglio, allá los conocí y lloré de dolor al verles así. También de ver a sus mamás de la misma manera. Aún hay todavía muchos, aunque ahora que conocen al Señor, muchas cosas han cambiado en ellos. Waldo.” (7 de noviembre del 2005)

“Anoche falleció una niña de los indígenas. No se por qué murió, nos dolió mucho esto pues aquí dormían con nosotros cada vez que venían y todos le tomamos mucho cariño. La niña tenía dos años. Y es que todos los niños de ellos parecen mucha desnutrición y cuando se enferman, se agravan. Waldo.” (20 de marzo del 2006)

“Encontramos a una pareja indígena de una de las misiones de nosotros y tenían casi una semana buscándonos. Hasta ahorita nos encontramos. Ya les llevé cobijas y algo de comida para su cena. Es una pareja joven y tienen una niña de 9 meses que está inferma. Tiene una desnutrición muy fuerte. Ya les dije que les voy a dar unas semillas para que planten verduras y así puedan alimentarse mejor. Les agradó la idea y les dije que un group de personas (en las clases de Joyce) de Camarillo las envían. Muchas gracias. Waldo.” (2 de abril del 2007)

La Escasez del Agua

“Ví también la pobreza en la que viven, pues no cuentan con agua. Tienen que bajar muy abajo para surtirse de agua y luego subirla en cubetas o en garrafones a sus casas. Waldo.” (24 de mayo del 2006)

La Escasez de las Necesidades Básicas

“Hoy estuve en el Buruato…Me enteré hoy de algo que me dio tristeza. De las 16 familias indígenas que hay ahí, solo tres familias tienen una cobija. El resto tienen una sábana y con eso se cubren del frío. El promedio de miembros en cada familia es de 7. Me dijeron que hace un frío muy fuerte en ese lugar. Nunca he estado en las noches con ellos pero nos dijeron que se muy fría. Waldo.” (4 de octubre del 2006)

“La condición que usted vio de los indígenas en México por televisión, es la misma condición de los indígenas en Nayairt. Parece que es más dificil en tres Estados de México incluyendo a Nayarit porque en muchos Estados de México los gobiernos les ayudan mucho pero aquí en Nayarit eso no sucede. Yo fui al DIF (una dependencia del Gobierno del Estado para el desarrollo de la Familia) para solicitar cobijas, porque solo entregamos una por familia, y me negaron la solicitud. Me dio tristeza pero mejor voy a seguir confiando en el Señor. En cada familia hay hasta 10 integrantes y una cobija para todos no es suficiente. Las niñas de las que le platiqué en mi carta anterior, sí son del Buruato. Todos los niños en esa misión no tienen zapatos ni sandalias pero compraré solo para las niñas de Irene y Pánfilo, que son 5. Ella es la madre que se le murió su hijo. Sentí mucha tristeza al saber esto pues todos esperábamos la llegada de su hijo. Los médicos aquí son así con los indígenas, no los atienden. El niño murió por negligencia médica. Ya la familia se está recuperando de este dolor, pues varias personas de la iglesia les han ministrado personalmente. Waldo.” (17 de diciembre del 2006)

El Frío Fuerte

“Tengo una noticia un poco triste. En las montañas hace mucho frio. Las veces que he ido en los días que hace frío, es demasiado fuerte. La gente duerme en el suelo junto con los niños y se cobijan con costales pues no tienen cobijas. Un niño se enfermó y lo traían al médico hasta Ixtlán, pero como están demasiado lejos no alcanzaron a llegar y en el camino durmieron. Al niño enfermo le dio hipotermia y falleció esa misma noche. El niño tenía 7 años y es nieto de Anselmo y también nieto de don Librado. (el shaman). Ella, la mamá del niño, es la única cristiana en ese pueblito y su esposo le tiene prohibido bajar a las reuniones. El pueblo en donde ellos viven no lo conozco pues es uno de los más aislados en las montañas. He estado buscando cobijas y alguna ropa para niños. Mi esposa encontró ropa de la que nos enviaron en la Van. Waldo.” (28 de diciembre del 2005)

“Hable por teléfono con don Lupe ahora y me dio mucha tristeza lo que me comentó. Me dijo que esta haciendo un frío muy fuerte allá en las montañas. Esta es la primera vez que él pasa un invierno allá. Siempre íbamos antes o después del invierno, pero ahora ha visto cómo pasan este tiempo. Me dice que los niños no tienen ropa de invierno y que solo tienen un cambio de ropa, la mayoría. Que cuando su mamá va a lavarles la ropa, se quedan desnuditos en casa esperando a que la ropa se seque. Que en los arroyitos el agua está congelada y que todos los días amanece hielo. También me dice que por esa causa, hay muchas enfermedades como la gripe, tos, fiebre, etc. y nadie tiene medicinas. Los niños lloran mucho porque tienen frío y la comida en este tiempo escasea mucho pues por causa del frío la tierra no produce. Me dolió mucho todo esto, pues yo una vez subí en inviero y lloré al ver a los niños durmiendo en el suelo, sin cobijas, medio doblados por el frío y enfermos. Me acordé de mi niñez porque algo parecido pasamos también nosotros. Waldo.” (23 de diciembre del 2006)

“Me dijo don Lupe que había mucho hielo en las misiones. En la Ciénega cayó aguanieve y estuvo la temperatura bajo cero. Los arroyos que hay en el camino hacía la Ciénega estaban congelados. Algunas comunidades se quedaron sin ropa de invierno. Waldo.” (25 de enero del 2007)

Las Enfermedades Severas

“Tengo una noticia un poco triste. La persona que estaba muy enferma en el hospital en Tepic falleció el domingo pasado. Fue algo doloroso porque dejó a dos hijos huérfanos. Su esposo la abandonó hace un año. Ella era originaria de El Mirador, una de las misiones. Allá en el municipio de La Yesca hay mucha tuberculosis debido a la falta de nutrición de los habitantes por la alta pobreza en que viven todos los indígenas. En los estudios que le hicieron salió con ese problema. Waldo” (9 de abril del 2007)

“La epidemia de tuberculosis sigue en las montañas. Tenemos ahorita un niño de 12 años, hijo de Rufina la que falleció por eso, internado en el hospital. Anselmo y Angelina tuvieron que bajar con él, Ya oramos con mucha autoridad en la iglesia y parece que ya está muy bien. Mañana nos lo entregan. Waldo.” (7 de mayo del 2007)

La Modernización que Causa las Dificultades

Todo el pueblo del Ciruelo quedó bajo el agua (debido a la construcción de la presa, El Cajón), pero el gobierno les hizo casas en un lugar más alto y se las regaló. La gente no quería irse porque el terreno de estas nuevas casas es demasiado pequeño. También quedaron bajo el agua todos los árboles de ciruelas que tenían. Por eso se llama así, El Ciruelo, porque hay muchísimos árboles de esta fruta. Hace poco hablé con Valentina y estuvo llorando porque no quería dejar su casa. Ahí nació ella, su mamá, su abuela, y su bisabuela. Le traía muchos recuerdos pero no había otro opción, tenía que abandonarla. “En la misma situación de ella, estaba el resto del pueblo. A todos ellos les gusta tener animales como gallinas, algunos tienen vacas, burros, cerdos, etc. pero en las nuevas casas no será posible por la falta de espacio. Por eso también no quieren irse, pero tendrían que hacerlo. El gobierno en recompnsa les puso las luz eléctrica. No tenían luz. De los pueblos en donde tenemos las misiones, no hay problema, quedarán más cercas y caminaremos menos (a causa de la presa y el lago grande que se forma). El Majahual quedará muy cercas ahora, pero sí tenemos que ir en lancha por lo menos 30 minutos para poder llegar a la parte más cercana. Waldo.” (20 de septiembre del 2006)

“El pastor Lorenzo, aparte del pastorado se dedica a la pesca en su tiempo libre. Ahorita no hay pesca, está prohibida (después de la construcción de una presa grande) y vi que le hacía falta lo básico en su alimentación a su familia. Waldo.” (10 de enero del 2007)

“Nadie puede pescar porque el pescado ahorita está en veda por el gobierno. Parece que hasta el 15 de marzo se inicia la temporada de pesca. Cada semana atiende (el pastor Lorenzo) las misiones que tienen. Algunas veces va él con su esposa y otras veces unos hermanos lo acompañan. Su esposa andaba descalza al igual 4 de sus hijos. No tenían huaraches. Les dije que ustedes me enviaron el dinero para comprárselos. La esposa de Lorenzo lloró de agradecimiento. Les dice a ustedes que muchas gracias por esta bendición. Waldo.” (11 de enero del 2007)

“Acerca de la pesca, solo pueden pescar una sola clase de pez en estos días pues el resto está prohibido. Su hijo (el hijo del pastor Lorenzo) vino el domingo pasado a la iglesia (en Tepic) y me dijo que la veda complete (así le dicen cuando no pueden sacar nada de peces), comienza en el mes de febrero y termina en el mes de junio y que todo ese tiempo es un tiempo muy dificil para todos ellos con mucha escasez. Waldo.” (22 de enero del 2007)

La Persecución Cristiana

“Hay otros pueblos en la otra parte de la sierra, indígenas también, en donde tenemos persecusión. Ahí los hermanos indígenas les queman sus cosechas solo por ser crisitanos y, en donde hay escuela, el sacerdote (católico) del pueblo convence a la gente para que no dejen entrar a los hijos de los cristianos. Hay niños que tienen ya 4 años que no van a la escuela. Pero eso, en lugar de detener el evagelio, ha hecho que crezca más. Yo ya no puedo entrar a esos lugares pero hay un hermano huichol que es el pastor allá y él se encarga de toda la obra. Ahí hay más de 300 indígenas convertidos al evangelio en todos los pueblos. Sufren mucha escasez pero el Señor ha sido fiel. Le pide por favor me ayuden a orar por todos ellos pues me duele mucho no ir a visitarles. Solo tengo contacto con el pastor cuando ha venido a Tepic. Cuando fui la última vez, se juntaron casi todos (eran 253 indígenas) para darles aliento pues ya algunos estaban amenazados de muerte junto con el pastor, pues el sacerdote de un pueblo que se llama Zoquipan, había levantado a la gente contra ellos. Sus cosechas se las queman antes de que las levanten y les han matado a sus animales para que no tengan en qué transportarse. Dos veces nos han quemado el salón en donde se celebran las reuniones. Ahorita siento un pesar muy grande por ellos pues yo aquí estoy comiendo de lo mejor y no se que coman ellos. Sigan apoyándonos en oración pues lo necesitamos mucho. En la parte en donde el Señor nos llevó ahora a compartir no hemos tenido por lo pronto estos problemas, pues está totalmente solo. Somos los primerso en llegar con la Palabra. Waldo.” (19 de mayo del 2005)

“En una parte de la sierra siguen los problemas de persecución. En la parte de la sierra del Estado de Jalisco en donde también hay huicholes cristianos, los acaban de correr de sus pueblos. Vinieron a Nayarit a refugiarse. Ya tienen aquí en Tepic casi dos semanas. Están en una iglesia apostólica porque ellos pertenecen a ese grupo. Pero de todos modos me duele mucho todo lo que les hicieron y cómo los golpeaban para que reunicaran al Señor. Perdieron todo lo que tenían. Les queman sus casas y sus cosechas. Ya han matado a varias crisitanos porque no niegan a Jesucristo. Yo he querido subir nuevamente a ese lugar para hablar con las autoridades pero el pastor ahí no me deja subir por no ponerme en riesgo. Quisieron acomodarlos en un pueblo que se llama Guadalupe Ocotán, Nayarit, pero los indígenas de allá no quisieron recibirlos. Por lo pronto, ellos mismos como Joaquín (el pastor en esa parte de las sierras), siguen predicando y muchos más huicholes se convierten a Jesucristo aunque tengan que pagar ese precio. Waldo.” (27 de agosto del 2005)

<3h>La Condición del Pastor Waldo

<4h>Los Problemas Físicos

“Hoy por la mañana me sentí un poquito mal de corazón, pero ya todo volvió a la normalidad, me preocupó porque hasta las 6:00 p.m. sentí una total mejoría. En la primera oportunidad voy a ir a hacerme un estudio (médico). Waldo.” (12 de febrero del 2006)

“Hoy me quitaron el abseso que tenía. La operación estuvo muy bien, sentí mucha paz y en poco tiempo la dentista terminó su trabajo. Estaba muy contenta porque todo estuvo muy bien y sintió fuertemente la presencia del Señor. Le dije que había personas orando por esto. También mientras ella trabajaba, yo estaba orando y platicando con mi Amado (Jesucristo). Tanta paz sentí que dormí un poco mientras ella extraía el absceso. Waldo.” (21 de febrero del 2006)

“Ayer por la tarde tuve la cita con el cariólogo, me checó muy bien. Traía bastante arritmia aunque no fue de la misma intensidad, pues creo que con la extraida del absceso disminuyó pero sí el corazón no late con la normalidad que debe latir. Me atendieron muy bien, me hizo bastantes pruebas. Pude ver el corazón en una pantalla y escuchar los latidos; varían mucho, algunas veces muy lentos y otras demasiado rápido. Para hacer un diagnóstico perfecto me envió a hacer unos análisis de sangre muy completos y unas radiografías del torax. En esos estudios saldrá la causa principal y así podremos tratar y orar específicamente. Por lo pronto me dio un medicamento para mejorar, y, sí, lo estoy ya tomando y he sentido una mejoría en un 90%. Yo se que es ataque del enemigo pero en el Nombre de Jesús ganaremos la batalla. No pasa una semana sin que tengamos que echar fuera demonios de personas que nos llegan. No se por qué, no los buscamos, creo que el Señor nos envía a las personas que tiene este tipo de problemas. Ayer, aún así como me sentía, me habló una persona que tenía problemas de depresión y me pidió ayuda. No encontré a nadie de la iglesia para que me acompañara y fui solo. La persona recibió al Señor pero estaba poseída. Al momento fue libre en el Nombre de Jesús. Hoy me tocó también liberar a otra. Y es que aquí en Tepic casi ninguna iglesia le quiere entrar a este tipo de luchas, como que les tienen miedo y dicen que no es su don. Aún pastores de iglesias pentecostales, cuando hay un miembro en su congregación con esta clase de problemas, nos lo envían a nosotros. Los liberamos y luego los devolvemos a sus congregaciones. Y es que Nayarit está lleno de ocultismo y la mayoría de la gente prefieren visitar primero a los brujos y curanderos que a los médicos. Yo se que el enemigo no está contento con todo esto y busca la manera de detener la Obra pero gracias a Dios estamos avanzando. Waldo.” (25 de febrero del 2006)

“Acabo de llegar de con el médico y parece que todo lo que está pasando en mi corazón aún no es de peligro, que estamos a muy buen tiempo de arreglar todo. Tengo una pequeña obstrucción en el ventriolcuo izquierdo. Colestrol un poco elevado y los triglicéridos también elevados. Me dice que los triglicéridos son los que poco a poco van obstruyendo los canales de circulación en el corazón. Esa es la causa de las arritmias. Mi alimentación es saludable pero sí el estress es un poco elevado y más con lo que me acaba de pasar (El pastor Waldo se refiere a la deuda que es documentado abajo.), trataré de no preocuparme tanto y de mejorar también mi alimentación. Me recomendó una dieta diaria y algo más de ejercicio. Voy a seguir muy bien su tratamiento. También me recetó el mismo medicamento que estoy tomando, durante 6 meses hasta mejorar el ritmo del corazón. Las vitaminas que usted me dió me han ayudado mucho. El médico me dijo que de aquí a un mes, siguiendo la dieta y el medicamento, ya estaré listo nuevamente para mis actividades de las montañas y que todo lo que camine allá, me va a ayudar. Le pido que por favor le de mi agradecimiento a todos lo que han orado por mí, por mi familia, y por la Obra de Dios en este lugar. Que el Señor les bendiga grandemente a todos. En Cristo, Waldo.” (4 de marzo del 2006)

“Hoy, hace tres horas, fui a hacerme un examen de sangre para ver cómo ando del colesterol y de los triglicéridos. Mañana me dan los resultados. Waldo.” (5 de junio del 2006)

“Ya estoy perfectamente bien. El médico ya me retiró el medicamento, no tengo ya nada. El examen del corazón también está normal, todas las venas del corazón están completamente despejadas. Gracias a Dios, todo ya está muy bien, estamos muy contentos y agradecidos con el Señor por esta gran bendición. También muchas gracias a ustedes y a sus clases por sus oraciones. Muchas gracias por sus vitaminas, sentí un cambio muy fuerte en cuanto comencé a tomar las vitaminas nuevas que me dio en esta ocasión. Waldo.”(7 de junio del 2006)

Los Problemas Financieros

“Tengo un problema aparte, por favor me ayudan a orar también. Hace unos tres años solicité un crédito en el Gobierno del Estado para abrir fuentes de empleo entre los indígenas. Se que lo solicité sin sabiduría. Se estuvo trabajando por un tiempo. Dimos empleo a algunos de ellos. El plan era también ayudar en sus comunidades para llevarles agua, pues caminaban much para llevar agua a sus pueblos. También, con las ganancias obtenidas, ayudar con los gastos para las visitas que les hacíamos y así ganar más comunidades para el Señor. Todo iba muy bien, fabricábamos productos de limpieza hasta que un cliente nuevo llegó. Este comenzó a comprarnos cantidades grandes y a las 10 días pagaba, como era el trato. Así lo hizo una y otra vez, casi trabajábamos solo para él hasta que comenzó a retrasarse con los pagos. Nos pedía más mercancia, yo le hablaba que primero liquidara la anterior, me decía que tenía problemas con sus clientes y que con esta, todo lo que obtuviera nos lo abonaría, así fue todo hasta que nos hizo caer. El negocio se vino abajo y ya no pudimos producir más por falta de material. El cliente que nos hizo esto, huyó de Nayarit y parece que fraudeó a más personas. El próximo lunes tengo una cita con el Secretario de Economía del Gobierno de Estado, voy a tratar de llegar a un acuerdo con él para que me perdonen los intereses y recargos. Espero una respuesta positiva de parte de ellos y luego quiero reestructurar el saldo y pagarlo en dos o tres años, ojalá y acepten la propuesta que les tengo pues es la única manera de salir adelante con esto. Waldo.” (25 de febrero del 2006)

“Ayer me fue muy bien con el director (El director en Gobierno del Estado). Solo me bonificaron los intereses moratorios y los recargos que había, pero los intereses normales no, eso aprobó el consejo. Me dan hasta 60 meses para saldar el adeudo pero aún así las cuotas quedan muy altas y no voy a poder cubrirlas, eso le dije analizándo mi situación económica. Le dije cual es la cantidad máxima que puedo pagar porque si acepto lo que él me propone me va a suceder lo mismo, no voy a poder cumplir y luego me voy a atrasar. Me dijo que volviera hoy a esa hora para ver qué es lo que puede hacer por mí. Así que volveré. Le pido por favor que me siga apoyando en oración para salir de esto. Le encargo de sus oraciones en poco menos de una hora, por favor. Waldo.” (2 de marzo del 2006)

“Con el director de la Secretaria de Economía, en donde tenía la cita hoy, platiqué con él. No me ayudó mucho, en todo lo que no quería. Dice que hizo todo lo que le permiten hacer. Sí, vamos a reestructurar el adeudo, solamente tenía que ir con el jurídico, pues mi caso, yo no sabía, ya estaba casí en juicio. Las mensualidades que tengo que cubrir, quedaron algo altas para mí, es muy dificil cubrirlas, yo quería que fuera casí la mitad de lo que pagaré cada mes, porque sentía que si podía con eso, pero veré cómo el Señor proveerá. Cuando se pasa por tiempos de desierto espiritual, en donde el Señor nos forma y prepara para Su Obra, cometemos algunos errores y algunas veces el enemigo se aprovecha de la situación para ponernos trampas en el camino para que no podamos llegar a los lugares que el Señor tiene trazados para nosotros. Pero en el Nombre de Jesús llegaremos a la meta final y los planes de Dios se cumplirán. Sí le puede decir a los demás del problemas que tengo, estamos en confianza, así todos orarán por mí. Waldo.” (la noche del 2 de marzo del 2006)

“Hoy anduve preocupado pero al mismo tiempo con paz en mi corazón sobre lo que tengo que pagar el próximo lunes. Muchas gracias a sus clases por tomar tiempo para la oración por todos nosotros. Antes estas cargas eran muy pesadas para mí, ahora no siento tanto el peso y creo que es por todas las oraciones de todos ustedes. Me ayudó mucho también de que no dejé de abonar, aunque sea poco pero abonaba continualmente, con eso les demostré que si quiero pagar y quiero terminar con este problema. Voy a buscar una audiencia con el Gobernador del Estado para que me ayude con esto. Durante su campaña politica me escribía a mi celular pidiéndome oración por protección. Cuando salió electo en las elecciones, me envió un mensaje de agradecimiento diciédome que lo que se me ofreciera estaba para ayudarme. Fui a solicitar una audiencia y me la dan en tres meses pues hay muchas personas delante de mí. Hablé al teléfono de donde él me escribía y me contestó su asistente, así que buscaré por ese lado una audiencia. Cuando él era alcalde de Tepic, falleció una hija de él y nosotros estuvimos ministrando a su esposa en ese tiempo. También cuando falleció su suegra, estuvimos en el hospital y nos tocó llevarla al Señor. Su esposa quedó muy agradecida con nosotros. Trataré de buscarlo pues yo se que con las mensualidades que me asignaron no pondré cumplir y nuevamente me voy a atrasar y será el mismo problema. Gracias también porque se que no estamos solos. He aprendido a que todo lo que me sucede, lo llevo a los pies del Señor. Waldo.” (4 de marzo del 2006)

“Aún no he podido conseguir la cita con el Gobernador. He estado buscando la manera todas las mañanas y no me quieren dar una audiencia. Algunas veces me preocupo mucho pero al momento siento la paz de Dios en mi corazón. No se realmente que voy a hacer aunque desde hace ya dos días siento firmar y confiar en el Señor para la provisión porque Él no me dejará. Estoy despierto desde las 3:30 a.m.. Ya no dormí desde esa hora, orando al Señor y pensando qué decisión voy a tomar, pues hoy, este día tengo que decidir. Me queda la última cita con el Secretario de Economía, si no me quiere ayudar, rebajándome los intereses, le voy a proponer una cosa, aunque necesito orar al Señor si lo puedo hacer, pero no me queda otra opción. Se que debo orar al Señor y tener la seguridad de que eso es lo que debo hacer. Antes cometí este error por desesperarme y no esperar Sus tiempos, que son estos, por eso estoy en este problema, aunque yo se que ‘Él es el que rescata del hoyo mi vida y el que me corona de favores y misericordias” (Sal 103:1-5). La opción que tengo es decirle al director que le pago con cárcel. Que me meta a la cárcel por unos 5 años y así se saldré todo. Esto me daría mucha pena en todos los aspectos pero ya ahí en la cárcel ganaríamos mucha gente para el Señor. Además, ahí tenemos un ministerio carcelario y tenemos bastantes miembros, así que me iría a pastorearlos directamente. Me da mucha risa esta determinación mía, aunque de todos modos se la voy a proponer al director esperando su respuesta. Yo se que no aceptará cinco años. En una hora más voy a ir. Waldo.” (9 de marzo del 2006)

“Al ministrar a la gente y sentir fuertemente la presencia del Señor, me hace pensar siempre en Él aunque algunas veces me quiere asaltar algo de temor pero la respondo al temor con la Palabra de Dios. Si fui hoy a la cita, les dije que les pagaba con cárcel, lo hice en serio, no de broma, pues les dije, lleno de gozo y de paz, que hasta ahorita era única forma de pagarles. Me pregunatron que por qué estaba tan contento y les contesté que tenemos una paz que sobre pasa todo entendimiento (Filipenses 4:7). Como era de esperarse, no aceptaron. Les dije que yo solo me entregaba, que si ellos aceptaban el lunes temprano iba yo a la cárcel a quedarme, pero no quisieron. Les dije que podía pagarles con trabajo para aminorar la cuenta con esto, tampoco quisieron. Entonces les dije que estaba bien, les iba a firmar los documentos. Siento en mi corazón que en poco tiempo saldaré todo. Nuestro Dios es muy precioso y muy bueno y Él es un Dios que cree en la restitución y todo lo que el enemigo nos roba, Él nos lo restituye multiplicado, si somos fieles y mantenemos la comunión con Él; por eso estoy muy contento también. Waldo.” (10 de marzo del 2006)

“Gracias por sus palabras de exhortación acerca de los pagos. Sí, me es un poco dificil confiar en que el Señor se proveerá para esto. Quizás es porque pienso lógicamente viendo las cosas muy ‘lógicas’. Veo mi ingreso mensual y lo que tengo que pagar cada vez y no concuerda. No confiaré en el ingreso mensual sino en la provisión de Dios para saldar todo esto y también confiaré en que este no será afectado para no dañar mi economía familiar. Le agradezco mucho sus palabras y ¡confio en el Señor para todo! Waldo.” (12 de marzo del 2006)

“Yo se que no es bíblico pedir prestado, mucho menos pedir prestado para la Obra de Dios ya que el Señor es el Dueño y Él en su tiempo se provee. Yo cometí ese error, incluso, cuando estaba firmando los documentos, sentí que estaba firmando una sentencia. Y sí, el enemigo ya sabía por donde detenernos y robarnos también, así que con toda la paciencia nos esperó más adelante por este error que cometí. El Señor es bueno y ‘Él es el que rescata del hoyo nuestra vida.’ (Salmo 103:4). Se que Él me ayudará, pues todo lo que Él nos ha prometido y todo lo que Él está haciendo nos lleva al cumplimiento de la Visión que Él mismo nos ha dado y entiendo perfectamente que esto se tiene que arreglar para continuar adelante en el cumplimiento de Sus propósitos. Creo que era necesario atravesar por esto en estos días para que todo se arreglo bien y no tengamos nada en lo que el enemigo nos pueda señalar en un futuro. Leí detenidamente los escritos que me envío sobre José. Aunque he predicado y enseñado mucho acerca de José, siempre aprendo algo nuevo en sus escritos. Aprendí mucho esta vez y se que estamos en muy buenas manos. El enemigo no va a poder detener lo que el Señor hará en estos lugares, solamente hay que mantener la fidelidad y caminar con sabiduria. Entendí también los obstáculos que hay que atravesar para que la visión no muera y también de la provisión poderosa de nuestro Dios para sacarnos adelante en todo. Así que confiaré en el Señor para esto. Waldo.” (16 de marzo del 2006)

“Ayer que vine de Jala, al ver en el identificador de llamadas en el teléfono para ver quien me había llamado, encontré un teléfono en el que me llamaron con insistencia. Llamé para ver que se les ofrecía y era de la oficina personal del Gobernador del Estado. Hoy por la mañana fui y me dijeron que era la secretaria de turno de la tarde que me había llamado y no sabían de qué se trataba. Volví en la tarde y me dijeron que era una invitación del Gobernador para asistir a una reunión en donde presentaría el Plan de Desarrollo Económico del Estado de Nayarit. La secretaria no supo cómo apareció mi nombre en la lista, pues son solo políticos y empresarios los integrados pero mi nombre, dirección, y teléfono ahí. Así que fui hoy a la reunión y como sabía que tenía poco tiempo para platicar con el Gobernador, le hice una carta y cuando me tocó el turno de saludarle le dije que necesitaba de su ayuda pero era largo de explicar y le entregué la carta. Me prometió leerla personalmente. Eso hace unas dos horas, así que le pido me apoyen en oración para que me pueda ayudar. Waldo.” (22 de marzo del 2006)

“Aún no ha recibido respuesta del governador del Estado. Tampoco he firmado el contrato de la reestructuración del adeudo por esta causa. Debo firmarlo esta semana porque los pagos comenzarán el día primero de abril. Iba a firmar este acuerdo pero esperé para conocer el sentir del Governador pero no ha habido respuesta. Tengo que llevar las Escrituras o documentos de la casa como garantia. Muchas gracias por animarme en dar ese paso y confiar en el Señor. Lo haré confiando en Él pues Él mejor que nadie sabe que quiero pagar eso y salir también de ese problema, pues sí me afecta en el ministerio. Waldo.” (27 de marzo del 2006)

“Hablando de esto, les digo que quiero pagar pero que me ayuden bajándome la mensualidad porque así no voy a poder. El Gobernador solamente envió una orden para que me ayudaran pero estos no quieren acceder. Hoy me dijeron que cada día los intereses van aumentando y es lo que me preocupa también. Waldo.” (31 de marzo del 2006)

Algunas personas en mis clases finalmente decidieron pagar totalmente esta deuda del pastor Waldo para cerciorarse que él permanecería en el ministerio debido a que una deuda financiera es una restricción tan grande como la prisión que restringió a José.

“Hola, Joyce, acabo de llegar a casa para comer y para irme a una de las misiones. Entré a checar mi correo y casi me desmayo al leer su escrito. Aún sigo sin poder reaccionar de la sorpresa y no puedo capturar en mi mente todo lo que significa esto para mí. Al leer esto levanté mis manos al Señor llorando y gritando de alegria al mismo tiempo. Aún no se si esto es un sueño, pero creo que no, es una realidad. Aún no cabe el gozo en mi corazón por lo que leí en su carta, sigo llorando de agradecimiento pues la actitud del Señor y de ustedes me conmueve mucho. Gracias. María acaba de llegar y ya le di esta gran noticia, también ella lloró. Muchas gracias, ustedes son como unos padres para nosotros. Les amamos. Abrazos a todos. En el amor de Cristo, Waldo.” (31 de marzo del 2006)

“Aún sigo meditando en las palabras suyas del día de ayer. A cada momento estoy platicando con el Señor, agradeciéndole todo esto y cuando le hablo en palabras humanas, hablo solo en lenguas, en una lengua que nunca había hablando y que sale de lo más profundo de mi corazón, claro dirigida por Su mismo Espíritu, lengua que expresa un gran agradecimiento y que hace que le alabe en cántico nuevo. No he podido dejar de expresar eso en todo el día, por esto que acaba de hacer en mí. Waldo.” (1 de abril del 2006)

“Ahora, cuando más lo necesité, en donde humanamente hablando, ya no había solución, y parece que era el fin de mi vida y mi ministerio, de pronto, Él opera y se mueve con poder supliendo la totalidad de esta gran deuda que me estaba ya atando y limitando en muchos aspectos de mi vida, y ahora, para gloria de Él, ¡me ha libertado! Waldo y María.” (4 de abril del 2006)

La Actitud de los Indígenas Huicholes

“Los Huicholes no piden a la gente dinero. En muchos lugares de México, los indígenas piden dinero a la gente y hasta andan por las casas pidiendo ayuda, pero ninguna etnía de Nayarit piden dinero. Aunque anden en Tepic y no traigan ni para comer o irse a su casa, no piden. No es por orgullo, sino que no están acostrumbrados a esto. Recuerdo cuando Anselmo y su familia venían a pié a la iglesia desde el Majahual. Salían desde el viernes y llegaban hasta el domingo a Tepic. Nunca nos decían nada ni nos pedía nada, hasta que una vez les pregunté. Cuando se fueron a vivir a Jala y cuando venían a las reuniones a Tepic, algunas veces no traían dinero para devolverse a su casa, pero no nos decían nada. Algunos de la iglesia los miraban que se iban por el monte, caminando por los pueblos, a pié pero muy contentos y bendecidos y sin molestarse. Ellos venían por la bendición y se la llevaban pero no nos pedían para irse a su casa. Una vez yo sentí que no traían dinero y les pregunté, y sí, no traían. Como pude les junté algo aunque sea para su boleto y se los dí. Waldo.” (13 de noviembre del 2006)

El Evangelio Hace una Diferencia

“El evangelio les ha llegado de una manera completa, espiritualmente, materialmente, y físicamente. Ellos sienten mucho el amor de Dios cuando se cobijan y utilizan lo que les hemos llevado, pues valorizan mucho que gente que no les conoce se preocupe por ellos, que el evangelio les pueda llegar y no solo el evangelio, sino también muestras físicas, palpables del amor de Dios. Waldo.” (16 de marzo del 2007)

Print Friendly, PDF & Email

Acerca de Joyce

Joyce
Vine a la fe en el Señor Jesucristo en 1963, dando mi corazón a Jesucristo en una cruzada del Señor Billy Graham en Los Ángeles, California. He estado enseñando la palabra de Dios desde 1964, Usualmente dos o tres clases de los adultos cada semana.

También puedes ver

La Muerte Aparente de Una Visión

El Capítulo 2 LA MUERTE APARENTE DE UNA VISIÓN “Y soñó José un sueño, y …